Otoño: Tiempo de recogimiento


La Naturaleza nos muestra el propósito del otoño: soltar lo que ya cumplió su ciclo, como las penas, las tristezas, las enfermedades, pero también los éxitos, porque todas éstas son sólo situaciones de aprendizaje de vida; y preparar el terreno para lo nuevo.

Cuando del árbol deja caer sus hojas para ser absorbidas por el útero de la tiera, también el árbol muestra el color de su experiencia, de lo aprendido. Al nacer eran hojas de un color y caen de otro color, que también tiene su encanto, más aún que el del nacimiento porque el aprendizaje de dejar caer y caerse para luego volver a la vida y renacer es el aprendizaje del alma.

Así también, nosotros tenemos que poder trabajar este aspecto del otoño, dejando caer las hojas de nuestra vida que ya han cumplido su propósito. Es ahora el momento 'natural' para la reflexión sobre cuáles son las hojas que tenemos que soltar. Los apegos, los enojos, la queja, lo que no fue, y lo que también fue, porque ya es parte del pasado.

También en el desprendimiento hay muchas sensaciones. está el cansancio, la tristeza, está la fuerza de voluntad a la que hay que llamar. Es el tiempo de una gran limpieza interna para prepararse para el nuevo proceso.

También la naturaleza descansa en este tiempo del otoño, preparándose para la inmersión más profunda que demandará el invierno. Así también nosotros debemos descansar internamente para poder saltar y soltar, y guardar la semilla para que luego florezca. Reflexionar sobre cuáles son las semillas que queremos sembrar, cuales los sueños, los proyectos, las accionespara poder regar con amor y servicio nuestras semillas.

El ritmo externo, sin embargo, nos pone a prueba para ejercitar este ritmo natural del otoño. Nos enfrenta a una aparente contradicción, ¿cómo es posible descansar y bajar el ritmo interno cuando en realidad toda la actividad externa comienza fuertemente en marzo?

Reconociéndonos hijos de la naturaleza, es imperioso encontrar los espacios para el recogimiento y la reflexión porque como dice una sabia frase ancestral, "como es adentro es afuera", y en la medida en que armonicemos nuestro interior, esto se verá reflejado en nuestro mundo externo.

Parte de este texto ha sitdo tomado del libro "La Gratitud del Alma".

Parte de este texto ha sitdo tomado del libro "La Gratitud del Alma".


51 vistas
info@caballoalado.com.ar
+54 9 11 5809 1495 
Chascomús, Buenos Aires
Argentina
  • LinkedIn - Círculo Negro
  • YouTube - Círculo Negro
  • Facebook - Círculo Negro
  • Instagram - Negro Círculo